Familia

Toda la familia en bici: Fomentar que los niños utilicen más la bicicleta


Ahora que empieza el buen tiempo, es un buen momento para fomentar en los niños que utilicen más la bicicleta, y no sólo como forma de entretenimiento, sino también como una forma de practicar ejercicio y hasta como un medio de transporte.

Los paseos en bicicleta en familia, compartirán momentos muy especiales. Es un plan perfecto para el fin de semana, incluso podemos llevar una cesta y hacer un picnic al aire libre en el campo o en el parque con los niños.

Lo primero que tenemos que hacer es equiparnos. Para empezar, por supuesto necesitas bicis, una silla infantil para llevar detrás si tienen un bebé pequeño, y cascos para todos.

Montar en bici es ponerse en movimiento, activarse, aporta una sensación de bienestar y, sobre todo, de libertad. Si tenemos la oportunidad, hay que animar a los niños a moverse en bicicleta, ir a comprar el pan o cualquier trayecto corto que puedan hacer vigilados por nosotros.

Hay ciudades muy bien preparadas para la bici, otras no tanto, pero si más gente se sube a la bici seguramente se irán haciendo cada vez más “bici amigables”.

Día Mundial de la bicicleta

 El 19 de abril se conmemora el Día Mundial de la bicicleta, pero no porque se haya inventado ese dìa, sino que la historia es mucho más insólita.

El 19 de Abril del año 1943, Albert Hofmann tomó la primera dosis intencional de LSD y como no podía volver solo a su casa por el efecto que le había provocado, le pidió a su secretaria que lo llevara. Los vehículos motorizados no estaban permitidos en Suiza en ese momento por la guerra, el medio de transporte más popular era la bicicleta.

El viaje en bici, al entrar en contacto con la luz del sol y la naturaleza, le provocó alucinaciones psicodélicas que describe así:

“Poco a poco empecé a disfrutar una serie sin precedente de colores y formas jugando persistentemente detrás de mis ojos cerrados. Imágenes fantásticas surgían, alternándose, variando, abriendo y cerrándose en círculos, explotando en fuentes, reacomodándose e hibridizándose en un flujo constante”.

¿Curioso, verdad? Más allá de la efemérides y la relación con el LSD, creo que la bici es mucho más que el pedaleo y el ejercicio. Se puede convertir hasta en una forma de vida.